Mochilero de Aventura

Viajes increibles, experiencias únicas

Reflexiones sobre la vida y cultura en Rumania


Este ha sido un viaje básicamente por Rumanía, con una breve estancia en Bulgaria, Moldavia y Hungría. El motivo de mi viaje lo desconozco, solo puedo describir una fuerte atracción hacia este lugar desde hace un año más o menos. Por desgracia, la reputación de los rumanos en mi país es muy mala, así pues cada vez que alguien me preguntaba donde iba se le torcía la cara. No comprendían. Evidentemente no es el destino preferido por el sistema.

Exactamente por eso es donde la magia puede ocurrir, fuera de tu estado de confort, ahí es donde el cambio se puede producir.

Rumania es un país maravilloso, con gente maravillosa, paisajes de ensueño y una cultura propia que aún no ha sido totalmente devorada por el sistema, aunque preveo que no le queda mucho. Me he sentido como en casa, me he identificado con ellos en muchos aspectos, y me recuerda una España de algunos años atrás. Esa España que hemos perdido buscando parecernos al resto de Europa. Hemos perdido nuestra frescura, nuestra relajación, y esas pequeñas cosas que aunque pudieran funcionar mal nos otorgaban cierta sensación de libertad y bienestar. Es como cuando en tu casa te permites cierto desorden, en contraposición a una vivienda perfecta sin nada fuera de lugar, eso te ahoga. Pues bien, eso aún se respira en Rumania, cierto desorden, cierto caos, pero es lo que le da la vida.

Hace ya bastante tiempo un norteamericano me dijo que lo que más le había gustado de España era que aquí había libertad. En su momento no le comprendí bien, ahora se a que se refería, pero por desgracia creo que la hemos perdido en buena parte.

Libertad es también respetar la propia idiosincrasia de cada pueblo, y permitirle ser como es, no pretender instaurar las mismas normas en todos los lados. Europa es cada vez más aburrida, todos queremos ser como Alemania, la potencia líder actual, que ha su vez mira de reojo EEUU. Todo es igual, los mismos coches, las mismas ropas, la misma comida, las mismas reglas. Todos intentando decir al unísono lo que está bien y lo que está mal.

Me gusta poder venir a Rumania y ver como son las cosas antes de pasar por la guillotina europea, al igual que era España hace poco, ahí está la esencia de nuestros pueblos. Podremos ser más relajados y descuidados que los alemanes en ciertos aspectos, pero ellos envidian nuestra manera de vivir, nuestra mirada ante la vida, ¿y porque se empeñan entonces en hacernos como ellos?

Os felicito rumanos, sois una isla latina en medio de un mar de eslavos. Salir de vuestras fronteras me sirvió de marco perfecto para comparar las culturas. Habéis preservado el espíritu latino, habéis luchado por él y vuestra sonrisa lo delata. La alegría de las mujeres contrasta con el de aquellas eslavas, que por bellas que sean su seriedad me aterra. Sois amables y hospitalarios, multilingües, inteligentes y atrevidos. Preserváis vuestra vida rural y vuestro folclore. Me gustan vuestros billetes de plástico, asombrarme al ver los conductores de bus hablar por el móvil mientras conducen, pero sobre todo me gusta salir a la calle y verla llena de gente joven cenando, bebiendo, bailando y disfrutando.

20130807-144438.jpg

Anuncios

6 comentarios el “Reflexiones sobre la vida y cultura en Rumania

  1. Laura Altaïr
    agosto 19, 2013

    Gracias….
    una rumana orgullosa
    🙂

    • Quique
      septiembre 26, 2013

      Gracias a ti Laura, es para que estés orgullosa.

  2. Andreea
    agosto 27, 2014

    No te imaginas cómo sienta esto después de oír mil veces cosas como “que hay en Rumanía para ver?” “es bonito?” o cosas como “en Rumanía hay hospitales?”. Llegué a contestar que no, que había coches, llamados “parideros”, a los que ibas y salías con sorpresa como los huevos Kinder.
    Me aterraba pensar que fuera a donde fuera la gente se mostrara tantas veces tan inculta, pero siempre hay alguien que sobresale en la multitud y… aquí tu blog.
    Rumana yo también, y orgullosa como arriba comentó Laura, y feliz por lo que he leído por aquí.
    Un blog estupendo, si quieresrepetir experiencia en Rumanía, aquí tienes compañera 😉

    • Quique
      agosto 27, 2014

      Pues la próxima vez que alguien te hable mal, dales este link 😀
      hubo algunos lugares que no pude visitar y desde luego que me quedé con ganas de volver. Gracias por tu ofrecimiento. Rumania es un país fantástico!
      Un saludo Andreea

  3. Esti
    abril 11, 2017

    Ummm, me ha encantado!!!
    desde pequeña siempre he tenido una curiosidad por Rumania, empezó por esos castillos en los montes Cárpatos pero ir descubriendo mucho mas y lo autentica que lo hace…me atrae mucho.
    tus reflexiones me han dado el empujoncito que necesitaba. Espero este verano ir, por ahora sola, pero creo que Rumania es un lugar seguro para una mochilera y deseo conocer mucha gente. me encantaría sumergirme en el mundo rural, pues es un mundo que adoro e intento mantenerlo…
    ahora a buscar datos prácticos, idioma, precios de alojamientos, visita a granjas, etc (cualquier aportación será agradecida ;-D)…. Rumania allá voy!!

    • Quique
      abril 13, 2017

      Me alegro haber contribuido a que te animes a este viaje. A mi me encantó, y en esencia es bastante rural, con lo que vas a disfrutar aún más. Cuéntanos tu experiencia cuando vuelvas! Saludos

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Información

Esta entrada fue publicada en agosto 7, 2013 por en Rumanía y etiquetada con , , , , .
A %d blogueros les gusta esto: